jueves, 29 de septiembre de 2016

BattleTech: los cómics.

Hace unos días estaba buscando unas cosas entre mis pilas de papeles viejos, cuando de repente di con una caja que contenía números sueltos de cómics. El mundo de los cómics me parece fascinante y atractivo. Sin embargo, nunca hasta el punto de meterme a coleccionar una serie. Lo más cerca que he estado de mantener una constancia e ir al kiosko periódicamente se lo debo a mi amigo y coautor de este blog, el Sr. Deidemos. En concreto, me introdujo en Spawn y Warlands, una serie americana muy chula de fantasía que se encargaba de hacerme llegar por medios mágicos e ignotos. También me gustó mucho Sandman durante una época, en este caso gracias a Juan Villamota.

Por otra parte, en visitas ocasionales a tiendas del sector (friki), eventos e incluso viajes, me he ido haciendo con números sueltos de múltiples colecciones. En algunos casos se ha tratado de ofertas (una de las cosas que me ha echado para atrás siempre ha sido el precio), en otras de algo que me ha resultado atractivo de la portada.

Pero estoy divagando. Mientras hojeaba (sin demasiada emoción, lo confieso) la pila de cómics di con algo que no recordaba: un cómic basado en BattleTech. Está claro que en este caso compré el cómic movido por mi interés por el juego (aunque en la época que lo compré seguramente ya había dejado de jugar años atrás). El cómic estaba en inglés y tras hojearlo, no me pareció demasiado maravilloso: poco dibujo y mucho texto de ambientación describiendo el mundo de BattleTech.

Me llevé el cómic a casa, y me dio por investigar un poco. Quería saber cuántos números se publicaron y si la cosa tuvo continuidad. El buscador estándar me llevó a la super página (o wiki) especializada en BattleTech denominada sarna.net (el nombre este tan feote viene de uno de los planetas que tienen importancia en la historia del juego). Para mi sorpresa descubrí que no sólo había habido una serie de cómics basada en BT, sino tres. Las cuento por encima:

The Spider and the Wolf.

Este "cómic" era en realidad un producto mixto que incluía además del cómic unos escenarios para jugar con BattleTech. Fue publicado por la propia editorial del juego, FASA, en 1986. El "suplemento" gira en torno a Natasha Kerensky, un personaje célebre en el universo de BattleTech (la "Viuda Negra"), y su misión de venganza contra Anton Marik, rebelde de la Liga de los Mundos Libres. Dos de los escenarios eran para BattleTech (uno de ellos, "The Bigger They Are..." estaba incluído en alguna edición del reglamento de CityTech). El tercero era para MechWarrior.

Por cierto, veo que puede comprarse en Amazon por unos 40 euros (usado) o 120 euros (nuevo). Animáos que luego sube.

BattleTech BattleForce
Crusaders in the night... y un extraño monstruo a la derecha.

Este es la serie de cómics más extensa y probablemente la que fue más interesante.

De la editorial Blackthorne Publishing comics, fue publicado entre 1987 y 1989, casi a continuación de The Spider and The Wolf. Los números eran de 24 páginas, salvo algunos especiales que iban con 28.

Warhammereando y Archereando antes de devenir unseen.
Se trata de una serie de seis cómics más un especial llamado BattleTech Annual (ver arriba) y otro especial con 3D. Adicionalmente, se publicaron dos cómics más con el título de "BattleTech BattleForce" y el lema "Small unit action in the 31st century" (al que quiera entender por qué lo he dejado en inglés le sugiero que intente traducir "small unit" al español). Estos BattleForce iban a ser 3 pero quedaron en 2. Por ahí andará el tercer volumen, en algún cajón de guionista... otra historia más de vaporware.

No confundir con esta preciosidad, aunque hasta el "lema" coincida.


Fallout.

Y... hasta 5 años después, nadie volvió a plantearse volver a editar un cómic sobre BattleTech. Entre 1994 y 1995, Malibu Comics Entertainment Inc., publicó 5 números de unas 22 páginas cada uno. El argumento está tomado de una serie de TV que también existió. Increíble. O sea que no sólo ha habido cómics sobre BattleTech, sino hasta una serie de televisión: BattleTech: The Animated Series, con sus trece episodios y todo. Volviendo al cómic, lo siento, pero ya sabéis que no soy fan de las portadas "hechas con ordenador" (como por ejemplo las de HeroQuest), aunque al final sólo las usaron en un par de números.

Nada del otro mundo, aunque por definición debería haber sido así (juego de palabras malo).
 *_*_*_*

Para mi el descubrimiento (porque no lo recordaba en absoluto) de este cómic (y no digamos lo de la serie de televisión) ha sido muy sorprendente. No imaginaba que el éxito de BattleTech diera para llegar a cómics o animación, aunque aquí a España lo que sí llegaron fueron las novelas (algunas de ellas muy buenas). Creía que el salto al cómic/TV estaba reservado para temas super exitosos como Star Wars y similares. Viéndolo ahora desde la distancia, en el fondo no es tan sorprendente. Muchos productos de éxito acaban convirtiéndose en fuente de productos secundarios. Incluso en el rol. Porque haciendo memoria he recordado que también compré en su día unos cómics basados en Dragonlance. Y... ¿qué otras frikadas existirán por ahí? Habrá que investigarlo...

¿El qué de Raistlin?

No hay comentarios:

Publicar un comentario